Llegó la hora...

jueves, 4 de septiembre de 2014

Hoy es el primer día de guardería. A ver, lo cierto es que es mañana, pero para cuando vosotros leáis este post mi pequeño se habrá convertido en un 'estudiante' más.

Su vida escolar habrá comenzado y sus días de vaguear en casa de la abuela habrán llegado a su fin (pronto descubrirá que lo bueno dura poco).

Estoy convencida de que las que estáis en la misma situación que yo os preguntaréis por qué el tiempo pasa tan rápido. Hace apenas unos meses me encontraba deseosa de descubrír su carita y hoy me veo cual madre llorosa y atormentada por sí estaré haciendo lo correcto. Creo que sí.

La guardería va a ser su primer contacto con la independencia. Visto así me resulta demasiado 'adulto', pero es la realidad. Aprenderá a sobrevivir sin ayuda de mamá, papá y abuelos.

Hay varios procesos que me resultan imprescindibles para el crecimiento de un niño y que sin duda en el cole va a aprender a superar.

Comida: Aunque aún es muy pequeño, empezará a comer solito. Conocerá la cuchara, el tenedor, a sentarse en una mesa y algo fundamental, a comer lo que le sirvan (lo de sin rechistar ya es otra historia)

Aseo: Este es el punto fuerte. En la etapa 1-2 les muestran el famoso water. Obviamente, aún muchos no saben pedirlo y mucho menos hacerlo en ese sitio desconocido, pero empiezan a conocerlo y de esa manera hacer que forme parte de su rutina y ¿Quien sabe? Quizá el día menos pensado se lancen a usarlo ;)

Lavarse las manos antes de comer es otro de los objetivos. Son costumbres que si se adquieren desde pequeños es probable que dicha rutina les acompañé siempre.

Normas: Las normas les hacen crecer como personas, y por ello las considero básicas. En una clase con doce niños, es obvio que tiene que haber una normativa desde el minuto cero. Tienen que aprender el significado del monosílabo: No.
No tirar los juguetes, no pegar, no morder. Nos pueden parecer demasiado pequeños para que entiendan esta negativa, sin embargo, no hay que infravalorarles, los niños de corta edad saben perfectamente cuando les 'regañamos' por aquello que no deben hacer.

Trabajo en equipo: Sobre todo para los niños que son hijos únicos, relacionarse con otros pequeños, compartir y realizar trabajos juntos supone una ayuda para el desarrollo de su capacidad cognitiva. Ellos se ven reflejados en actitudes, comportamientos, y aunque a veces aprenden cosas que no deberían aprender, lo cierto es que entre ellos se ayudan.

Mi pequeño es de noviembre, por lo que será de los menores de la clase. Cuando muchos de sus compañeros ya prácticamente corretean y están a punto de cumplir los dos años, él acaba de comenzar a gatear y a desplazarse con apoyo. Espero que ver a los mayores le motive para comenzar a andar solito (voy todo el día en posición gamba, corvada, detrás de él, evitando cualquier coscorrón innecesario).

Echarnos de menos: Si, tal y como lo leéis. Aunque estoy acostumbrada a no verle en todo el día, saber que se encuentra en manos de la buena abuela, me tranquiliza. Ahora se que le echaré de menos y él a nosotros también. Pero contra todo pronóstico, esto es algo bueno. Incluso en las relaciones de pareja de vez en cuándo es necesario echarse de menos, necesitarse. Estar 24 horas con alguien, ya sea tu hijo o tu pareja hace que no aprecies aquello que tienes, por el hecho, simplemente de tenerlo. A veces es necesario pensar en la otra persona, de esta manera, el reencuentro sin duda será la meta del día, y por supuesto se convierte en la mejor recompensa.


Seguro que muchas y muchos de vosotros hoy estaréis viviendo las mismas sensaciones que yo. Sentiréis nervios, vacío, intriga. Otros muchos lo experimentaréis  en los próximos días cuando empiecen el colegio. Sin duda, ser padres hace que esa inquietud/responsabilidad nos acompañe, probablemente, para el resto de nuestras vidas.

¿Cuál ha sido vuestra experiencia? ¿Compartís mis sensaciones?


3 comentarios:

  1. Solo puedo decir q se me ha hecho un nudo en la gargarta y he. Sentido angustia al leer. Mi pequeño Manuel ya en la guarde un beso grande mis niños q todo ira bien os quiero la Abuela

    ResponderEliminar
  2. Ay mi niño con su mochila!!! Como pasa el tiempo!! Un momento duro pero gratificante a la vez porque aprenderá y disfrutará un montón!! Cuantas cosas nuevas va a descubrir!! Ve contándonos!! Os quiero!!

    ResponderEliminar
  3. Qué majo con su mochila!! La emperatriz se ha quedado estupendamente, icluso se ha lanzado al suelo a gatear para entrar en clase..pero al recogerla 45 minutos después...menudo disgusto tenía!! La verdad que estaban todos con un disgusto...y la profe desbordada...Esperemos que las cosas se vayan normalizando.. Besotes y ánimo!!

    ResponderEliminar

Commons Attribution 4.0 International license.

Commons Attribution 4.0 International license.
Proudly designed by Mlekoshi playground